Intranet

La placa de titanio, una solución apropiada para las fracturas de húmero

31 de agosto de 2020
Deja un comentario

El equipo médico de Surbone practicaba recientemente una intervención similar a la realizada hace unos días al piloto español de automovilismo Marc Márquez. El ocho veces campeón del mundo se sometía a una segunda operación en su húmero derecho después de que la placa que le fue colocada en el mes de julio cediese y fuese necesario sustituirla por una fijación nueva.

La intervención consiste en la realización de una reducción abierta y osteosíntesis, que se traduce en una incisión o corte para llegar al hueso fracturado y proceder a su recolocación en su posición normal a la vez que se instalan unos tornillos, placas o varillas para mantenerlo en su lugar mientras el paciente se recupera.

La osteosíntesis requiere un mínimo de cuatro tornillos por cada lado de la fractura para garantizar la estabilidad. Se trata de una técnica quirúrgica que requiere exposición y marcaje del nervio radial para su protección, ya que uno de los grandes riesgos que se pueden derivar de estas situaciones es la lesión el nervio radial. No obstante, en el caso del piloto español, se comprobó que la fractura no había afectado al nervio radial del brazo.

Esta intervención se recomienda en aquellos casos en los que las fracturas sufridas no se curan con el enyesado o una férula, y sobre todo en aquellas fracturas en las que el hueso está fraccionado en varios fragmentos, si éste sobresale de la piel, o bien si ya se realizó una reducción anterior y su curación no fue exitosa, entre otros supuestos.

Entre 6 y 8 semanas de recuperación
A la vez, cabe destacar que se tratan de recuperaciones que requieren un mínimo de tiempo que va desde las 6 hasta las 8 semanas, para que la consolidación esté en período de callo fibroso antes de permitir ejercicios de fuerza y rotación, si no el riesgo de rotura de la placa es elevado, tal y como le sucedió al piloto automovilístico, lo que requirió una segunda intervención.

En este proceso de recuperación, el movimiento de rotación se considera de riesgo. No obstante, se pueden realizar cuidados ejercicios de recuperación del movimiento como la elevación de la extremidad afectada por encima de la línea del corazón durante los dos días inmediatos a la intervención.

Se recomienda además, que los pacientes no cojan peso ni administren presión alguna en la extremidad intervenida y para la realización de actividades de mayor complicación, se necesitará esperar a la curación definitiva de la fractura.

Fractura de húmero tras una aparatosa caída
Marc Márquez sufrió una aparatosa caída el pasado mes de julio lo que le provocó una fractura completa del tercio medio del húmero. La intervención realizada entonces consistió en la colocación de una placa de titanio que se encargaría de fijar el hueso y favorecer así la consolidación ósea de la fractura en el menor plazo posible.

Lo acontecido ahora en el caso del campeón automovilístico es lo que en medicina se denomina una fractura per-implante, es decir una rotura de la placa derivada de una acumulación de sobreestrés en la zona.

Categoría: Caso clínico, Lesiones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

teléfono981 90 40 00
981 14 73 20

direcciónHOSPITAL HM MODELO
Virrey Osorio, 30
15011 A Coruña

Solicitar cita previa